EP New York/ internacional/ Con sorpresa y cierta mesura , la crisis política entre el líder norcoreano Kim Jong-Un y el presidente de Estados Unidos Donald Trump , ha entrado por primera vez entre estos dos países , en etapa de diálogo después de los insultos personales y el ‘show’ del músculo militar y nuclear exhibido hace apenas unos meses.

Kim había llegado al extremo aduciendo con exactitud que acabaría con EEUU a través de sus misiles continentales. Trump , sin embargo, entre amenazas de invasión y presiones políticas pidió a China y Corea del Sur y a la comunidad internacional que Norcorea representaba un peligrro para la humanidad y solicitó fuertes sanciones económicas para cercenar las intenciones nucleares de Pyongyang.

Hasta aquí los esfuerzos habían sido infructuosos y Kim Jong aumentaba las pruebas nucleares extendiendo su amenaza a Japón y a la misma Corea del Sur que había solicitado mediar en las graves intenciones nucleares del excentrico líder norcoreano. Pero llegaron los juegos olímpicos de invierno en Seul y las dos coreas en medio del entusiasmo deportivo acordaron por lo menos olvidar el odiio y la tiranía del pasado y desfilaron con una simbólica bandera de paz e incluso crearon un sólo grupo para competir en algunas disciplinas olímpicas.

Aunque el acercamiento entre los gobiernos de la península de Corea creó aún mas desconfianza en Washington por las intenciones políticas y el acercamiento y diálogo inesperado de Surcorea a Kim Jong Un ,  luego de la visita de Trump a Seul , la cual hizo pensar en una alianza para atacar a norcorea , el gobierno estadounidense optó por el silencio a la espera bien de una traición o de una alianza. Por fortuna la reunión reciente luego de los olímpicos entre las coreas arrojó humo blanco entre el gris pensamiento y la incredulidad de paz de Trump quien twiteó que pasara lo pasara su país estaba preparado para conversar o atacar.

Por qué Corea del Norte busca el diálogo con EEUU?

Sin duda la principal causa que pudo haber presionado a Pyongyang han sido las múltiples y duras sanciones que pesan sobre el país, según algunos observadores. Pero la presión económica  indirecta hacia China ha sido más fulminante que el cerco comercial de Estados Unidos hacia norcorea. Lo que ha hecho Trump con el alza estrepitoso de los aranceles a las importaciones asiáticas y europeas del acero y aluminio llevó al gobierno de Pekin a una seria y definitiva demanda política contra Kim Jong-Un. Sí ó sí ha sido la respuesta inmediata del líder Norcoreano.

Además, entre otras condiciones como retirar las tropas estadounidenses de la península de Corea y menguar la hostilidad frente a una invasión a su país , Kim Jong Un renunciaría a la nuclearización a cambio que las potencias mundiales respeten y garanticen su permanencia en el poder. Condiciones que fueron ventiladas por los líderes surcoreanos en su visita a Pyongyan.

No obstante y conociendo el marco histórico desfavorable en pasadas negociaciones con Estados Unidos , Rex Tillerson ha manifestado este viernes que lo único claro es que la posición de la Casa Blanca es entablar una conversación y no una negociación como pretende el lider norcoreano.

Discurso bélico de Corea del Norte

De otro lado , Corea del Norte mantuvo hoy su tradicional retórica bélica contra EEUU en medios oficiales, pese a la invitación de Kim Jong-un para celebrar una cumbre con Donald Trump, un hecho que hasta ahora ningún medio estatal ha mencionado.

El principal diario norcoreano, el Rodong Sinmun, incluye hoy un editorial que carga contra los últimos paquetes de sanciones estadounidenses y en el que se asegura que el país asiático no se doblegará a la presión impuesta por Washington.

 

Please follow and like us:

more recommended stories

¿Disfruta de este blog? Pasa la voz :)