Alcalde de Nueva York lanza candidatura presidencial

EP New York/agencias

NUEVA YORK, 16 MAY – El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, formalizó su candidatura a las elecciones presidenciales de 2020 por el Partido Demócrata, y el mandatario Donald Trump lo calificó como “un chiste”, asegurando que la ciudad entera “lo odia”.

El dirigente competirá de ese modo con otros 23 precandidatos a las elecciones primarias demócratas. La ambición, en principio, por ser candidato a presidente lo obsesiona desde hace años y ahora se hace realidad. De Blasio quiere trasladar su experiencia en Nueva York a nivel nacional.

En ese sentido, poco importa si muchos de sus colaboradores más cercanos le aconsejaron no dar el gran paso y si las encuestas no son alentadoras.

“Si hubiese seguido las encuestas, no me habría convertido en alcalde, y dos veces”, respondió, en seco, a los escépticos. De Blasio presentó su candidatura en un video en YouTube, titulado “Trabajando para la gente trabajadora” y se presentó como el único candidato capaz de derrotar a Trump.

“Es un bravucón, un prepotente, pero yo sé cómo vencerlo”, aseguró. El magnate no tardó en pronunciarse sobre la candidatura del magnate demócrata a través de su cuenta en la red social Twitter. “Esta candidatura es una broma. Es el peor alcalde de los Estados Unidos y Nueva York lo odia”, aseveró Trump. Como primer ciudadano de Nueva York, lideró la revuelta de los alcaldes de las “ciudades santuario” contra la restricción de la inmigración que buscaba Trump. Las ciudades así denominadas son las que ponen en práctica políticas para limitar su colaboración con las autoridades federales de inmigración.

Con esa carta, ahora, De Blasio, de 58 años, desafía dos siglos de historia: ningún alcalde en el poder logró convertirse en presidente de Estados Unidos. Otra estrategia del alcalde es vender un modelo de apertura e integración ante el nacionalismo imperante que pregona el magnate, con su familia multicultural.

De hecho, la primera dama de Nueva York, Chirlane McCray, de 64 años, es afro-estadounidense y con un pasado gay. Luego están los hijos con nombres italianos, Dante y Chiara. Su hija tiene una historia de depresión y de adicciones a las drogas. Ambos están comprometidos social y políticamente.

Varios expertos mantienen reservas sobre las posibilidades concretas del alcalde. La crisis en la construcción de viviendas públicas, el aumento de los alquileres, el auge de las personas sin hogar, la degradación del icónico metro de Nueva York a menudo se le reprochan, incluso quienes lo apoyaron. “Pero nunca he perdido una campaña electoral”, le repite a su entorno De Blasio. 

(Con información de Ansa Latina)

Please follow and like us:

¿Disfruta de este blog? Pasa la voz :)