Celebración del 4 de julio en Washington , entre lluvia , arenga y discurso político

EP New York/agencias

Una fiesta de independencia pasada por mucha polémica ha celebrado el presidente de Estados Unidos , Donald Trump,  al pretender mostrar su anhelado “músculo” militar , en medio de un discurso plagado de errores históricos y de un exagerado gasto y derroche sin precedentes en las celebraciones de unidad que en 243 años ha celebrado los Estados Unidos.

El festejo fue calificado por la oposición como “un derroche de fondos”.

Trump ya había anunciado en Twitter los pormenores de la fiesta y advirtió que sería la celebración mas rimbombante de los Estados Unidos de los últimos tiempos. Con un discurso a la nación que muchos ven como una ventana para su campaña de reelección en las presidenciales de 2020. La última vez que un presidente brindó un discurso el 4 de julio desde el National Mall de Washington DC fue Harry Truman hace casi siete décadas, cuando Estados Unidos celebraba su 175 aniversario y la nación estaba en guerra con Corea.

Si bien esta vez no hay ningún motivo para organizar tal celebración, Trump señaló que el evento sirvia para dar un “Saludo a Estados Unidos”, en honor a las fuerzas armadas. Sin embargo , al acto solo se podía ingresar con boleto reservado a donantes republicanos, funcionarios de la Casa Blanca y sus familiares.

Trump culpó al ‘telepronter’ del error histórico al confundir una batalla aérea  en 1775, antes de que se inventara el avión a principios del siglo XX. 


Sobre el acto y el mensaje del presidente ,que abrió con tanques en exhibición y sobrevuelos de aeronaves, elogió el jueves al Ejército y llamó a los jóvenes a unirse a las Fuerzas Armadas durante una celebración del Día de la Independencia que, según los críticos, fue politizada por el mandatario.

Trump, un republicano que quedó admirado por las llamativas muestras de orgullo nacional y fortaleza militar en Francia, rechazó las preocupaciones sobre el coste de la ceremonia y las connotaciones militaristas del evento realizado frente al Monumento a Lincoln, un símbolo de unidad nacional.

“Nuestro país es hoy más fuerte que nunca antes. Hoy es más fuerte”, dijo Trump desde una plataforma frente al famoso monumento, reiterando un tema que ha utilizado en sus eventos de campaña.

Habló positivamente sobre el Ejército y, con una coreografía bien planificada, contó historias sobre cada rama de las Fuerzas Armadas para presentar diferentes sobrevuelos de aeronaves militares.

“Durante más de 65 años, ninguna Fuerza Aérea enemiga ha logrado matar a un solo soldado estadounidense. Debido a que los cielos pertenecen a Estados Unidos de América”, afirmó.

Miles de simpatizantes de Trump, que lucían sombreros con el lema “Make America Great Again” (Haz a Estados Unidos grande otra vez), y opositores que cuestionaron el coste del evento llegaron a la capital del país a pesar de las altas temperaturas y lluvias ocasionales, mientras que un muñeco inflable del “Bebé Trump” fue colocado junto a un letrero que llamaba traidor al presidente.

“La gente viene de todas partes para unirse a nosotros hoy y esta noche para lo que se está convirtiendo en una de las celebraciones más grandes en la historia de nuestro país”, había escrito Trump el jueves en Twitter, buscando animar a las multitudes para que fueran a la Explanada Nacional.

Antes del discurso, los demócratas acusaron al presidente de organizar un acto de campaña fuera de lugar.

(Con inf. de AFP_Ansa-EFE)

Please follow and like us:

¿Disfruta de este blog? Pasa la voz :)